publicidad
multimedia

Homosexualidad femenina y ley judía

Ver Turismo

Homosexualidad femenina y ley judía

------------------------------------------------------------------------ 


Por Daniel Colodenco
Artículo publicado en el Periódico Nueva Sión el 15/1/1996
 
"Y no te acostarás con un hombre
de igual manera que te acuestas con mujer,
es abominación (Toeváh)" Levítico 18:22
 
"Si un hombre se acuesta con un hombre
como uno se acuesta con una mujer,
deben ser ejecutados, ambos cometieron
abominación (toeváh), morir morirán, su
sangre en ellos" Levítico 20:13
 
En el caso de la cita de la Torá en Levítico 18, esta aparece junto con otras prohibiciones: una lista de relaciones consideradas como incesto y el bestialismo, en cada uno de los tres casos el texto manifiesta que esas eran conductas legalmente aceptadas por egipcios y canaaneos, y que debido a ellas habían contaminado las tierras en las que vivían, y que las mismas terminarían expulsándolos de su seno. El castigo por llevarlas a cabo iba desde la muerte cívica (expulsión de la comunidad) a la muerte física.
 
El texto del capítulo 20 se inserta también en un listado de prohibiciones que no sólo incluyen a las anteriroes sino también el sacrificio de niños, la consulta a adivinos, el maldecir a los padres, el adulterio y el coito con una menstruante. También en este caso se atribuye estas prácticas contamienantes de la tierra a los extranjeros. Como corolario culmina con la necesidad de saber separar los animales puros de los impuros, ya que así Dios separó a los judíos para sí de entre los pueblos.
 
No hay ningún comentario ni mención a las fantasías o inclinaciones homosexuales. Nada se dice de ello. Lo condenable y castigable es llevarlas a cabo, el acto en sí [1]. A la Torá no le interesa la naturaleza del deseos sino su consumación. ¿Por qué se prohibe? Nada se dice, salvo el hecho de ser incluída en un listado de costumbres foráneas consideradas abominables. En el Talmud y en la literatura legal judía posterior se intentó explicar los motivos [2]:
1) Porque lleva al error [3]
2) Porque dicho acto no es procreativo [4]
3) Porque puede amenazar a la integridad familiar (haciendo que un hombre abandone a su mujer por una relación homosexual) [5]
 
Quiero aclarar que no hay una opinión judía excluyente sobre la homosexualidad, hay opiniones. El lenguaje en que se las describe no siempre es suficientemente descriptivo como para entender los motivos y los detalles. ("Los límites de mi lenguaje son los límites de mi mundo" diría Wittgenstein).
 
No son idénticos lo discursos de la Biblia y los del Talmud [6], pertenecen a épocas muy distintas, con todo lo que eso significa respecto a la continuidad y el cambio.
 
Del lesbianismo u homosexualidad femenina nada se dice en la Biblia y algo en el Talmud. Ambos condenan el acto sexual entre hombres, el Talmud menciona que Rabi Huna consideró prohibirle a una mujer lesbiana casarse con un sacerdote, puesto que su conducta era equivalente a la de una prostituta, cosa que luego fue permitida por la halajá o ley judía [7]. Maimónides [8] sugirió, sin embargo, que las lesbianas sean castigadas con la flagelación. Para la ley judía la homosexualidad masculina es un acto mayor de transgresión sexual (guilúi araiót), mientras que la femenina es un acto menor de transgresión religiosa (isúr).
 
¿Cuál es la raíz de la diferencia?
 
Sólo hablaremos del Talmud, puesto que la Biblia no se refiere explícitamente al lesbianismo (solo al travestismo masculino y femenino) [9]. El Talmud se divide en seis áreas temáticas u órdenes (sedarim). Una de esas áreas aborda todo lo relacionado con las mujeres (menstruación, casamiento, divorcio, etc) en la que se intenta considerar y legislar lo atinente a la trasferencia ordenada de una mujer como propiedad de un hombre (su padre, el clan de su padre) a otro (su marido, el clan de su marido), de manera confiable y legítima así como el comportamiento adecuado, en caso de desórdenes naturales (menstruación) o sociales (adulterio, violación, divorcio, etc) [10]. Este comportamiento implica una profunda preocupación por separar lo permitido de lo prohibido (grados de relación permitidos, condiciones imposibilitantes), de modo de santificar y no contaminar (con lo que está prohibido).
 
Lo sagrado, lo santo es un ámbito que debe ser separado, delimitado de lo profano. Para ello existen leyes de santidad y pureza. En el hombre y en la mujer coexisten ambos aspectos. Pero saber acerca de esos límites y expandir lo sagrado, a través del cumplimiento de las normas y los preceptos, permite al judío cumplir con su misión: incrementar la presencia de lo divino en la Tierra. A la Ley Judía no le interesan los homosexuales por lo que son, sino que le interesa establecer un patrón de conducta para todos, sin excepciones a la regla general.
 
La actitud diferente frente a la homosexualidad femenina puede estribar en alguna de estas explicaciones:
 
1. La homosexualidad masculina involucra penetración y emisión de semen (energía vital divina) en conducto(s) que no devendrán jamás en progenie, y desvincula a un hombre de su obligación con la continuidad del clan.
2. Desde lo económico un hombre no puede ser "consagrado" a otro hombre pueso sólo las mujeres pueden transferirse, implica también un conflicto de pertenencia a clanes, continuidad y separación clara de herencias entre hombres de distintas progenies. La ley sólo legisla la transferencia de "mujeres" libres.
3. Las mujeres lesbianas no se contaminan entre sí por la ausencia de penetración, así como no controlan sus flujos.
4. En la medida en que las mujeres son dadas en matrimonio y no eligen, su elección sexual no es determinante, más aún: en el Talmud la mujer es "exculpada" de ciertas conductas por su imposibilidad de controlar sus deseos y de contaminar (menstruar), no como el hombre que puede controlar sus emisiones, (masturbarse por ejemplo) [11].
 
El orden de las mujeres, en el Talmud, es coherente con el orden de pureza y santidad tanto de los días ordinarios como de los días festivos.
 
Para la ley judía el lesbianismo no es una enfermedad genética o adquirida. Es sólo condenable como acto, pues implica un desafío al modelo ordenado, fundado en la familia patrilineal, androcéntrica que era el imperante en aquella época [12].
 
En la actualidad hay básicamente tres aproximaciones judías articuladas frente al tema de la homosexualidad, además de la "represiva" tradicional:
1) La primera considera al homosexual como "enfermo" y sostiene la adopción de una actitud compasiva frente a los mismos.
2) La que cuestiona a la ley judía respecto de su concepción de la homosexualidad, ya que la elección homosexual es independiente de la voluntad, por lo que deben considerarse excepciones aceptables.
3) La que ni afirma ni niega el rechazo halájico tradicional, basándose en que los cambios sociales consecuencia del paso de la historia, deben hacer que la halajá incorpore nuevas consideraciones acerca de temas que antes fuesen considerados de manera distinta; en este caso expresión de diversidad electiva y no de perversión.
 
No me parece que el texto bíblico permita deducir, aún metafóricamente, un vínculo lésbico entre Naomi y Ruth o entre Shifra y Puah. Lo que sí se da en el lenguaje bíblico es el uso de terminología sexual para refererise a conductas aceptables o inaceptables.
 
Citas:
[1] R’ Michael Gold: Does God belong in the bedroom? J.P.S. (1992)
[2] R’ Norman Lamm: "Judaism and the Modern Attitude to Homosexuality". Encyclopaedia Judaica Year Book. 1974. Keter P.H.
[3] Nedarim 51
[4] Pesikta (zutarta), Sefer Hajinuj N° 209
[5] R’ Hasher ben Iejiel (Comentario sobre Nedarim 51)
[6] Daniel Boyarin: Carnal Israel. Reading Sex in Talmudic Culture. Univ. of California Press (1993)
[7] Sifra 9:8, Shabat 65, Yevamot 76
[8] Yad, Issuréi Biáh (Relaciones sexuales prohibidas)
[9] "La mujer no vestirá ropa masculina ni el hombre ropa de mujer, pues es abominación para IHVH, tu D’s, todo quien así lo hace". Deuteronomio 22:5
[10] Jacob Neusner. The Mishnah. A New Translation/Introduction. Yale University Press. (1988)
[11] David Biale: Eros and the Jews. From Biblical Israel to Contemporary America. Basic Books (1992)
[12] Rachel Biale: Women and the Jewish Law: An Exploration of Women’s Issues in Halakhic Sources. Schocken Books (1984)
 
 


Guia de Empresas de Palermo
- Empresas y Negocios de Palermo
Buscador por Orden

A
B C D E F
G
H I J K L
M N O P Q R
S
T U V W
X Y Z
- Moda & Fashion
- Arte & Fotografía
Turismo
- Mapa de Palermo
- Deportes
- Reportajes
- Turismo Palermo
- Museos
- Bibliotecas
- Las Noticias
- Videos
Idiomas
- Palermo in English
- Palermo in italiano
- Palermo en Frances



sitios web



Copyright © 1999/2000/2001/2002/2003/2004 /2005
Palermonline.com.ar
El portal del barrio de Palermo



Adherido a la red de medios digitales.
El Medio Digital de información barrial de Palermo

Miembro del Registro de Medios Vecinales de Comunicación de la Ciudad.


CONSULTA GRATIS